Miércoles 20 de Julio de  2022
NUEVA POLÉMICA EN EL EJECUTIVO LOCAL

Gobernadora pide devolver atribuciones al gobierno central: Core cuestionó decisión

El lunes, Krist Naranjo envió un oficio a la Subdere, solicitando la devolución de una serie de competencias transferidas desde Santiago, a raíz de un acuerdo que se tomó en junio con el resto de gobernadores regionales.

Créditos: Lautaro Carmona
Escrito en REGIÓN el

Una nueva controversia cruza al gobierno regional.

Esto, pues el pasado lunes, la gobernadora Krist Naranjo envió una solicitud, vía oficio, a la Subsecretaría de Desarrollo Regional y Administrativo, Subdere, en la que pedía revocar la entrega de un total de 15 competencias transferidas desde el gobierno central por no contar con recursos ni con personal adecuado para ejercerlas.

La decisión de la primera autoridad regional se origina a partir de un acuerdo que se tomó en el mes de junio con el resto de gobernadores del país por las mismas razones antes descritas.

“La transferencia de competencias, en el cual se enmarca en el proceso de descentralización del país, tiene como objetivo el fortalecimiento de la regionalización. Actualmente, los Gobiernos Regionales cuentan con 15 competencias traspasadas desde el Gobierno Central. Sin embargo, dichas competencias fueron derivadas sin presupuesto, personal ni condiciones para cumplir con el desarrollo y cumplimiento de cada uno de sus objetivos”, se lee en el primer párrafo del oficio enviado y firmado por Krist Naranjo al subsecretario de la Subdere, Miguel Crispi.

“Atendiendo lo anterior”, prosigue el escrito, “expreso la necesidad de retornar a la administración central, las 15 competencias asignadas con antelación a los Gobiernos Regionales durante el año 2021. Las razones son las que siguen: No se cuenta con los recursos necesarios para el funcionamiento, (personal, espacios, y funcionamiento logístico). Tampoco contamos con profesionales en áreas para dedicación a estas competencias, a los que se agrega una limitada dotación funcionaria del Gobierno Regional de Coquimbo”.

En el oficio, Naranjo menciona, además, que los ministerios y servicios públicos, tienen las competencias y las facultades específicas para asumir estas tareas, “así como el presupuesto necesario para realizar las acciones encomendadas, especialmente el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones, entre otros”.

Por ello, finaliza el oficio solicitando “aceptar la devolución de las competencias traspasadas”, para posteriormente recalcar que “como Gobernadoras y Gobernadores de Chile, estamos todos de acuerdo con esta medida”.

Una señal

Para recabar más antecedentes sobre esta medida acordada por los gobernadores regionales del país y si el oficio de Naranjo respondía a una acción en conjunto o particular, diario El Día se comunicó con el presidente de la Asociación Nacional de Gobernadores de Chile, Patricio Vallespín, actual autoridad de la Región de Los Lagos. 

Al respecto, Vallespín explicó que efectivamente esta fue una decisión que se tomó en junio pasado, durante el Primer Foro de la Descentralización, en la cual, por primera vez, ellos manifestaron querer devolver las competencias entregadas desde nivel central “de manera inconsulta, sin recursos, sin ninguna habilitación ni capacidad para poder ejercerlas, y que algunas de ellas, eran solo simbólicas y nada que ver por decirlo de alguna manera”, como el control de las plantas de revisión técnica o el cambio de la dirección del tráfico en las calles, expresa.

“Efectivamente, accedimos a aquello buscando la mejor fórmula. Ojalá poder hacerlo en conjunto, pero claramente los gobiernos regionales tienen autonomía para buscar el mecanismo que ellos consideren. Pero efectivamente, ese fue nuestro acuerdo y algunas regiones como la Metropolitana o Magallanes la hicieron presente, y ahora, eventualmente, Coquimbo”, detalla Vallespín.

El gobernador de Los Lagos, subrayó que esta solicitud de revocación de competencias, “es una señal que queremos dar y seguramente el resto de gobiernos locales están haciendo lo mismo. Pero efectivamente, la gobernadora (Krist Naranjo) está haciendo algo que fue acordado”.

Aclaró en todo caso que la asociación, no cuenta con un mandato para haber solicitado en conjunto estas acciones, por lo que todo depende de la fórmula que ocupe cada ejecutivo regional. “Nosotros podemos dar una señal política como asociación respecto a ese tema, pero la solicitud la hace cada uno”.

Molestia en el consejo

No obstante, la decisión tomada por la primera autoridad regional no cayó nada de bien entre algunos miembros del Core, profundizando aún más las francas diferencias existentes entre unas y otras autoridades del ejecutivo.

Y es que el principal problema radica en que según la Ley 19.175, Orgánica Constitucional Sobre Gobierno y Administración Regional,  “las competencias transferidas de forma definitiva sólo podrán ser revocadas mediante una ley dictada al efecto”.

Pero no es lo único, pues en la misma ley – y es lo que recriminan los cores – se menciona que “el gobierno regional podrá solicitar fundamentadamente la revocación de una competencia transferida por la mayoría absoluta de los miembros en ejercicio del consejo regional cuando sea previa propuesta del gobernador regional, o por las dos terceras partes de sus miembros en ejercicio, cuando sea por iniciativa propia”.

Al respecto, el consejero Javier Vega (PC) aseguró que es “lamentable que en cada momento y en cada acción de la gobernadora se termine vulnerando al Consejo Regional. Para tomar este tipo de decisiones me parece que tiene que haber pasado por el consejo o a lo menos, haber tenido una aprobación del cuerpo colegiado”.

Vega arremetió contra el estilo de la gobernadora, la cual, dice, “toma decisiones de forma unilateral, lo que es una pésima señal por parte de ella. Me parece lamentable”.

En esa misma línea, el consejero Cristian Rondanelli (UDI), criticó el “personalismo” de la gobernadora, la que, a su juicio, con esa decisión “le da un golpe a la descentralización, porque esta ha sido una lucha que lleva años en las regiones”.

“Y cuando se da el paso para que existan mayores competencias e independencia del gobierno central”, asegura, “resulta que la gobernadora toma la decisión de oficiar al subsecretario Crispi para renunciar a esas competencias que se habían logrado producto del trabajo que se había hecho por años por la descentralización, sin haber un acuerdo previo del Core”, agregó.

Por su parte, el consejero Wladimir Pletocosic (DC), lamentó que la gobernadora “todavía no entienda que el gobierno regional está compuesto por el ejecutivo y por el consejo regional. Me parece que lo correcto era, al menos, haber puesto esta situación en tabla y haberla conversado con el pleno del Core de tal manera de poder haber tenido una declaración conjunta”, expresó.