Viernes 11 de Noviembre de  2022
ALCALDE DE OVALLE

Claudio Rentería: “No soy un sinvergüenza pues aquí nadie ha usufructuado de recursos municipales”

En entrevista con Diario El Día, el edil de la capital del Limarí – ahora suspendido de sus funciones – explicó que ya apeló el fallo del Tribunal Electoral Regional que, tras una investigación de más de tres años, decidió acoger la acusación de cuatro concejales realizada en 2019 contra Rentería.

Créditos: Lautaro Carmona
Escrito en REGIÓN el

El jueves de la semana pasada, se dio a conocer la sentencia emanada del Tribunal Electoral Regional en la cual se resolvió “la remoción del señor Claudio Fermín Rentería Larrondo del cargo de alcalde de la Municipalidad de Ovalle”, causa originada en enero de 2019, cuando cuatro concejales de esa comuna presentaron un recurso en contra del edil por contravenir “gravemente las normas sobre probidad administrativa y notable abandono de deberes”.


Si bien, el fallo del TER no se basó finalmente en el déficit de más de 6.500 millones de pesos registrado en el Departamento de Educación, y que fue el que inició este proceso, el tribunal sí tomó en cuenta cuatro cargos de la acusación para resolver dicha decisión, como su responsabilidad en la modificación de contrato para favorecer a su cuñada, amén de pagar horas extras sin soporte administrativo, y las irregularidades en la salida del jefe de finanzas, Roberto Ávalos, y otras situaciones.


En entrevista con diario El Día, el alcalde de Ovalle – actualmente con sus funciones suspendidas – indicó que ya apeló al fallo del tribunal, señalando que, por lo mismo, está tranquilo y a la espera de la respuesta del TER.


En ese sentido, el edil destacó que el tribunal lo haya absuelto del caso del déficit en el Departamento de Educación, mientras que, respecto a las observaciones administrativas pendientes, se han ido dando las respuestas respectivas.


-¿En qué forma se enteró del fallo?


“Yo me enteré a través del receptor judicial que llegó el día viernes a las 9.13 horas y me señala que estaba suspendido en virtud de la resolución que tomó el TER de La Serena. Inmediatamente firmé y me fui para mi casa.


Pero me explicó también que tenía unos días para realizar la apelación respectiva, me comuniqué con mi abogado en Santiago, e hicimos la apelación el día de ayer (miércoles) siguiendo los procedimientos que tiene el TER. Eso es lo que hemos hecho en el transcurso de estos días, dejando también de desarrollar la labor de alcalde, según la normativa”.


-El tribunal lo absolvió de los cargos más graves. Sin embargo, quedaron algunos temas administrativos pendientes. ¿Qué nos puede contar de esos temas?


“Primero señalar que el primer cargo que se me hizo a través de Controlaría era un sumario sobre un déficit en el Departamento de Educación, en el cual señalaba que tenía que informar al concejo municipal sobre esto, ante lo cual hice el anuncio ante el concejo.


Pero también, como posteriormente me daban la posibilidad de poder apelar, apelé al superior jerárquico en términos de poder revertir el sumario. En esa oportunidad, de acuerdo a un proceso normal del sumario, el fiscal me declaró absuelto.


Eso dio paso a que algunos señores concejales colocaran otras situaciones administrativas sobre la cuales nunca me hicieron consultas, pues tengo entendido que primero se consulta a quien dirige la administración, es decir, al alcalde, y posteriormente, si la respuesta no le es satisfactoria, debería hacerse la denuncia correspondiente.  Y bueno, en virtud de eso, salen los sumarios correspondientes.


Pero verdaderamente aquí nadie ha usufructuado de recursos municipales. No soy un ladrón, no soy un sinvergüenza. Al contrario, me avala el trabajo realizado durante 40 años al interior de la municipalidad.


Nunca he tenido un sumario, nunca nadie me ha apuntado con el dedo, por lo que esto me ha afectado mucho y también a mi familia”.

La sentencia aún no se encuentra firme, porque quedan recursos pendientes. Y si bien, estoy en los hechos suspendido de mis funciones, técnicamente no estoy condenado a nada”


-¿Apeló ya al fallo?


“Apelé el día de ayer (miércoles) a los cuatro puntos que tenía el fallo. Entregamos ya los antecedentes respectivos al tribunal electoral para hacer una reposición que la debe conocer el mismo tribunal que dictó la sentencia. Y si no cambia de parecer con los nuevos antecedentes, se sube al superior jerárquico que es el Tribunal Calificador de Elecciones.


Por lo tanto, la sentencia aún no se encuentra firme, porque quedan recursos pendientes. Y si bien, estoy en los hechos suspendidos de mis funciones, técnicamente no estoy condenado a nada.


Y yo, la verdad, soy muy respetuoso del tribunal electoral en su calidad de gran jurado, el cual tendrá que discernir de acuerdo a los antecedentes que se le ha entregado nuevamente para llegar a una conclusión. Estamos ahora en una posición jurídica”.


-¿Cuáles son los plazos de esta apelación?


“De acuerdo a la normativa vigente, son 10 días que tiene el tribunal regional para resolver, y con base en lo que resuelva lo tiene que remitir al Tribunal Calificador de Elecciones.


Esperamos que el tribunal pueda discernir en virtud de los antecedentes que se les están entregando hoy día”.


-¿En estos días ha sentido respaldo de los funcionarios del municipio de Ovalle?


“Bueno, la verdad yo me fui a mi casa el día viernes. No puedo ir a la municipalidad, pero si he sentido respaldo. Hicieron una manifestación el día lunes con gente en la Plaza de la Salud en Ovalle, y hay otra convocatoria para este viernes que están haciendo varias personas en realidad, en la cual no está incluido quien les habla, por lógica.


Pero en rigor, es una citación espontánea de la misma comunidad. Y me parece bien, pero el que tiene que discernir es el tribunal”.


-Y en cuanto a respaldo político, ¿ha sentido apoyo también?


“La verdad, he conversado con mi abogado, hemos fijado las estrategias, y francamente, nos hemos preocupado de la parte técnica de esta situación. Le envié otros antecedentes que tengo yo de acuerdo a las presentaciones que hicimos en el proceso anterior, y hemos trabajado en ese ámbito.


Eso hemos estado haciendo. Y yo soy independiente”.


-Se lo preguntaba porque siempre se ha señalado que detrás de esas acusaciones había un móvil político.


“Bueno, algunos pensarán eso, pero yo insisto, soy muy respetuoso del TER, al cual estoy entregando todos los antecedentes requeridos.


Ahora, hay algunos que me apoyan, otros que no, pero yo lo que tengo que hacer es abocarme a lo que debo responderle al tribunal electoral, y eso me ha llevado a estar tres o cuatro días en mi casa, conversando con mi abogado, preparando mi estrategia. Creo que, en ese sentido, es mejor dejar que las instituciones funcionen”.

Nunca he tenido un sumario, nunca nadie me ha apuntado con el dedo, por lo que esto me ha afectado mucho y también a mi familia”


-Con este fallo del TER, ¿realiza alguna autocrítica de lo hecho en su gestión?


“O sea, no es que yo haya desobedecido la normativa vigente”.


En este punto de la entrevista, el alcalde Rentería ejemplifica la situación con el caso del jefe de Finanzas de la municipalidad de Ovalle, Roberto Ávalos, uno de los cargos acogidos por el fallo del TER, y en el cual, los concejales acusaban al edil de infracción al deber de probidad administrativa, al desobedecer este una orden directa de parte de la propia Contraloría en el sentido de reincorporar al jefe de finanzas al municipio.


“Ahí tenemos una controversia, pues hay un informe de la Unidad Jurídica que recomienda no reincorporarlo a su puesto, mientras no se apliquen los juicios de cuentas pendientes, pues si como alcalde, lo reincorporo, se produce un perjuicio al patrimonio municipal.


Entonces, en virtud del asesoramiento del abogado, siempre se me señaló que había cosas que estaban pendientes. No es que yo haya desobedecido la normativa vigente.


Mire, yo tengo una municipalidad de casi 5.500 funcionarios. Yo no puedo ser abogado, no puedo ser jefe de finanzas, no puedo ser jefe de departamento. Para eso, la normativa me fija los lineamientos generales y las responsabilidades de cada uno de ellos.

Y acá, a diferencia de otras municipalidades grandes de la región que cuentan con corporaciones, en la municipalidad de Ovalle todo depende de la firma del alcalde.


Y eso insisto, no es porque yo lo haya querido, sino porque las administraciones anteriores, cuando se podían crear corporaciones, no lo hicieron.


Es más, creo que hemos mejorado mucho lo que hemos hecho como municipalidad, y a lo mejor estos son casos puntuales. Si había un error, lo rectificamos, pues estoy actuando de buena fe”.


-¿Qué sentiría o que haría en el caso de que se cumpliera el peor de los escenarios, es decir, que el tribunal ratifique el fallo?


“Tengo la instancia del Tricel.


Aquí se le pregunta al mismo tribunal, ‘con base en estos antecedentes nuevos, usted mantiene esta sanción, la sacaría o la disminuiría’. Y si el tribunal electoral ratifica el fallo, bueno, lo ve el superior jerárquico que es el Tribunal Calificador de Elecciones.  
Pero pienso que se está perdiendo una oportunidad de poder desarrollar el trabajo que veníamos desarrollando, la continuidad de un proceso.


Ahora, yo termino mi periodo en 2024 y de acuerdo a la ley, no puedo ir a la reelección, no puedo ser candidato a nada. Así que pueden quedarse tranquilos, porque la verdad el tema es ese.


Pero lo más penoso es que perderían un gran funcionario al no dejarme realizar mi actividad de servidor público por 5 años, que es lo único que hecho en mi vida: ser servidor público.


Yo he actuado siempre de buena fe, por el cariño que le tengo a mi ciudad y a su gente. Y esto me pone muy triste”.