• El ministro de Justicia Hernán Larraín respondió las consultas de la diputada Carmen Hertz respecto del retiro del proyecto de ley de reparación
  • “La interpelación fue divisionista, ácida y no hubo disposición de acoger las propuestas distintas”. Francisco Eguiguren Correa, diputado RN
  • “No estuvo bien el actual gobierno en retirar el proyecto, pero tampoco hizo bien el gobierno  anterior en presentarlo a último minuto”. Matías Walker Prieto, diputado DC
  • “El ministro quedó en deuda, porque no fue capaz de explicar la política de Sebastián Piñera en derechos humanos”. Daniel Núñez Arancibia, diputado PC.
Crédito fotografía: 
Biobiochile
Gobierno anunció que no reingresará el proyecto. Parlamentarios opositores aseguran que buscan presentar una nueva iniciativa.

La mañana de este miércoles, la diputada del Partido Comunista y abogada de derechos humanos, Carmen Hertz, fue la encargada de interpelar al ministro de Justicia, Hernán Larraín, con la finalidad de aclarar la decisión del gobierno de retirar el proyecto presentado por la expresidenta Michelle Bachelet, que establecía el pago de una reparación única a personas víctimas de prisión política o tortura en la dictadura de Augusto Pinochet.

El proyecto disponía que las cerca de 30.000 personas reconocidas como víctimas de tortura y prisión en los Informes Valech 1 y Valech 2, recibieran un pago único de $3.000.000, dividido en tres cuotas de $1.000.000, para lo cual el Estado debería disponer de un monto total de $91.000 millones.

Esta iniciativa fue uno de los últimos proyectos de ley del gobierno de Bachelet, pues fue presentada el pasado 6 de marzo, cinco días antes de dejar el cargo en manos de Sebastián Piñera y fue retirada por el actual gobierno el 19 de abril, bajo el argumento de que no existirían los fondos necesarios para financiarla, de acuerdo a lo indicado en su oportunidad por el ministro de Justicia.

Es por ello que la oposición decidió recurrir a la interpelación, la segunda realizada a un ministro del actual gobierno, tras la realizada al titular de Salud, Emilio Santelices, el 2 de mayo pasado.

DEBATE ENTRE PARLAMENTARIOS REGIONALES

Consultados acerca del tema, luego de finalizada la interpelación, diputados opositores coincidieron en que el gobierno no debería haber retirado la iniciativa y destacaron el papel de Hertz, mientras que en el oficialismo defendieron a Larraín y expresaron que el proyecto de ley supondrá un gasto innecesario para el Estado.

OPOSICIÓN JUSTIFICA INTERPELACIÓN

El diputado comunista Daniel Núñez aseguró que “fue un paso importante, en aras de reivindicar la memoria de las personas víctimas de violaciones a los derechos humanos” y expresa que el Secretario de Estado quedó en deuda, pues en sus palabras, “no fue capaz de argumentar cuál es la política del gobierno de Sebastián Piñera para las víctimas de violaciones a los derechos humanos, justificó las pensiones que se les pagan a los violadores y asesinos que están presos en Punta Peuco”. Además, Núñez señala que “quedaron claros los vínculos de la derecha con el pinochetismo, pues tuvimos gente en las tribunas que reivindicaba las violaciones a los derechos humanos, como lo hizo el diputado Ignacio Urrutia de manera muy humillante”.

Asimismo, señaló que se esperaba que el gobierno repusiera el proyecto de ley de reparación y que la oposición estudiará nuevas acciones en la materia, pues las respuestas de Larraín “en vez de poner el punto final a la situación, la agravaron, pues está claro que el gobierno de Sebastián Piñera no tiene una política clara en materia de derechos humanos”.    

Por su parte, el diputado DC Matías Walker manifiesta que la bancada DC-PR realiza un llamado a generar un gran acuerdo en materia de reparación que, a su juicio, es lo único que puede ayudar a las víctimas y aseguró que tanto el gobierno de Bachelet como el de Piñera equivocaron sus acciones respecto de este proyecto, el primero, por haberlo retirado y el segundo, por no haber buscado una fuente de financiamiento sustentable.

EN CHILE VAMOS ACUSAN POLITIZACIÓN

Desde el oficialismo, el diputado UDI Juan Manuel Fuenzalida, aseguró que se trató de una “interpelación más bien política”, pues a su juicio, la exposición y consultas de parte de Hertz no apuntaron al objeto de la citación a Larraín.

Asimismo, el diputado asegura que el ministro salió fortalecido de la interpelación y que el proyecto presentado por Bachelet y retirado por Piñera, “se hizo entre gallos y medianoche, que no tenía financiamiento y más que nada por cumplir”. Además, señaló que el gobierno habría dejado la puerta abierta a revisar el proyecto, aunque advirtió que el tema del financiamiento es clave, pues a su juicio, el gobierno anterior, “fue muy irresponsable al establecer un bono de $3.000.000 por persona y que requiere de una base, un sustento económico que hoy no tiene”.

Por su parte, el RN Francisco Eguiguren manifestó que “el ministro Larraín dio muestras de consistencia y contundencia, de respuestas que buscaban caminos de reconciliación, reparación y encuentro” y asegura que se perdió una gran oportunidad de llegar a puntos de encuentro, en base a la comprensión de que, hoy en día, aún existen posturas muy distantes entre oficialismo y oposición y a que se debe buscar la unidad en estas temáticas.6501i

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

Vida Hogar

 

 

X