• Desde el pasado miércoles 31, los funcionarios de INDAP y la ANEF se han manifestado en el frontis de la dirección regional del servicio agropecuario como respuesta a los once despidos anunciados en octubre.
  • “No hemos bajado los brazos, estamos atentos, en alerta y movilizados en la defensa de los derechos de funcionarios y ciudadanos”. Clara Olivares Araya, presidenta regional de la ANEF.
  • “Son los dirigentes campesinos de la región quienes nos han manifestado su mayor preocupación”. Matías Walker Prieto, diputado del PDC.
  • “La situación de los usuarios se precariza al tener menos personal y menos presupuesto”. Daniel Núñez Arancibia, diputado comunista.
  • “No se puede hablar de reestructuración, porque se está sacando personas para poner a otras personas en su lugar”. Tonya Romero Rojas, presidenta regional de ANFI.
Crédito fotografía: 
El Día
Funcionarios de diversas reparticiones estatales se han manifestado en el frontis de la Intendencia Regional y la dirección de INDAP para expresar su preocupación y descontento con este proceso, que se agudizaría una vez que termine noviembre.

Preocupación e inquietud existe entre los funcionarios públicos de la región de Coquimbo por el proceso de despidos masivos que estaría desarrollándose en diversos servicios, como es el caso de INDAP, donde la semana pasada fueron desvinculados once funcionarios, proceso que se extendería a otras reparticiones y que se complejiza al considerar que también se han anunciado recortes presupuestarios.

Clara Olivares Araya, presidenta regional de la Asociación Nacional de Empleados Fiscales (ANEF) expresa que la inquietud apunta a que son funcionarios que atienden usuarios en terreno los que serían despedidos o verían reducidos sus recursos, lo que afectará directamente a la ciudadanía.

Es así como en 2019, en servicios como FOSIS, Aduanas o Indap disminuirían los fondos destinados para que los funcionarios asistan a usuarios en terreno y lo que más preocupa a la ANEF, es que parte de esos recursos se han redestinado a pagar abogados que representen a los servicios en las Cortes ante las demandas de indemnizaciones.

Esta oleada de despidos ha afectado a todas las regiones del norte hasta Metropolitana y del sur, con excepción de Coquimbo, lo que alienta las sospechas de que finalizando este año, sobrevengan desvinculaciones masivas en la zona.

INQUIETAN DESPIDOS MASIVOS

En el Instituto de Desarrollo Agropecuario, han sido desvinculados 11 de los 100 funcionarios del servicio en la región, todos a contrata, lo que se ha replicado en casi todas las regiones del país.

Este lunes, tres funcionarios de la oficina de Ovalle recibieron sus cartas de despido y dejaron sus puestos de trabajo, mientras que en los otros casos, la llegada de las cartas es inminente.

Tonya Romero Rojas, presidenta regional de la Asociación Nacional de Funcionarios de INDAP (ANFI) explica que “no es la primera vez que nos pasa, en la primera administración de Piñera salieron más de 50 funcionarios” y agrega que en mayo se realizó una baja de grado a cuatro trabajadores (incluidos en los once despidos), lo que motivó a la ANFI a interponer un recurso de legalidad en Contraloría que aún no ha sido respondido.

Las razones que se han dado es que los despidos obedecen a una reestructuración del servicio, sin embargo, Romero expresa que sólo se ha realizado un cambio de organigrama y no derogación o suspensión de cargos.  A pesar de ello, funcionarios han decidido no recibir formalmente las notificaciones y al mismo tiempo, interponer acciones legales para su reincorporación.

PARLAMENTARIOS PREOCUPADOS

Los diputados de oposición Daniel Núñez (PC) y Matías Walker (PDC) concuerdan en que los despidos y los recortes presupuestarios afectan no sólo a los funcionarios y sus familias, sino que a los usuarios.

Núñez manifiesta que “tenemos la preocupación de que se deje de entregar servicios de INDAP a comunidades agrícolas, pequeños campesinos y crianceros, porque al tener menos personal, hay funciones que evidentemente no puede realizar un número limitado de trabajadores”.

Walker, por su parte, explicó que le expresó personalmente al director nacional de Indap su “profunda decepción por los despidos”, pues se trata de profesionales con amplia experiencia técnica, muchos con post títulos e independientes políticamente.

La situación se agravaría en FOSIS, donde diez funcionarios fueron desvinculados en agosto, ya que tanto Núñez como Olivares coinciden en que de acuerdo a documentos oficiales, además se reducirá el presupuesto de la institución para financiar un staff de abogados que se haga cargo de los juicios laborales que han entablado los extrabajadores.6502i

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X