Raya para la suma, el gran triunfador, aunque parezca una ironía dado el resultado contundente de Chile sobre Bolivia dictaminado por la CIJ de La Haya, es el pueblo boliviano, que finalmente tiene la oportunidad de darse cuenta de la debilidad de los argumentos que ocupó Evo Morales y su entorno para sustentar la posibilidad de ganar la disputa con Chile, no olvidemos que el Agente boliviano Eduardo Rodríguez Vetzé hace unos días declaró que ya tenía un pie en la playa, lo que hizo crecer erróneamente las expectativas del sufrido pueblo altiplánico, ahora bien el gran derrotado tiene un nombre y apellido y con mayúsculas EVO MORALES y no hay más, lo que debe seguir es el cumplimiento del Tratado de 1904 por parte de Chile, además mantener la integración entre bolivianos y chilenos, como ha sido el caso hasta hoy de nuestras regiones que limitan con Bolivia..., la amarga guinda de la torta también se la lleva Evo Morales, la derrota en La Haya simplemente le quita gran parte del piso por sus intentos de seguir en el poder, vale recordar las críticas de antes del fallo de algunos ex presidentes de Bolivia por el error de crear grandes expectativas en el pueblo boliviano por parte de Evo que daba por hecho la obtención de un triunfo en La Haya ..., pero el marcador final 12 para Chile y 3 para Bolivia, transformó su sueño en una pesadilla..., caso cerrado Luis Enrique Soler Milla

 

 

 

X