• Sumando el primer y segundo catastro, el INDAP beneficiará en total a 700 de sus usuarios afectados por las heladas de junio.
Crédito fotografía: 
Cedida
De acuerdo al primer catastro los principales cultivos dañados fueron tomate, papa, pepino dulce, poroto verde, limón, habas y palto. Y para llegar en ayuda de los usuarios afectados se destinó una inversión total superior a los $67 millones.

Tras el frente de mal tiempo que afectó a la región de Coquimbo durante junio, las heladas afectaron una serie de cultivos de pequeños agricultores de la zona. Principalmente y de acuerdo al catastro realizado por las autoridades, los cultivos dañados fueron tomate, papa, pepino dulce, poroto verde, limón, habas y palto. Y para llegar en ayuda de los usuarios afectados, el gobierno a través del Instituto de Desarrollo Agropecuario (INDAP), destinó una inversión total superior a los $67 millones.

MÁS DE 300 PERSONAS BENEFICIADAS

Sara Araya es una pequeña floricultora de Combarbalá, quien vio cómo durante los primeros días de ese mes sus plantaciones sufrieron graves daños a causa de las bajas temperaturas.

Junto a Araya se suman otros 319 emprendedores rurales que se beneficiaron con un incentivo enfocado a que rehabiliten sus unidades productivas tras el evento climático. Dicho número corresponde al primero de los dos catastros realizados por el servicio del Ministerio de Agricultura, que fue posible a través de un despliegue realizado por las 15 comunas de la región.

“Hemos tenido acceso a este dinero de forma rápida, y a solo un mes de lo ocurrido ya podremos reactivar nuestras producciones. Estoy sinceramente agradecida de todos quienes hicieron esto posible”, comentó Araya.

AUTORIDADES HACEN POSITIVO BALANCE

Al respecto el Seremi de Agricultura, Rodrigo Órdenes, manifestó que “estos recursos permiten mitigar la situación vivida por las heladas y es una prueba más que estamos en terreno, junto con nuestros agricultores”.

El beneficio se destinó a través de la línea de emergencia de INDAP, recursos con cobertura regional equivalente a $120 millones.

Por su parte, el Director Regional (S) de INDAP, José Sepúlveda, comentó que la entrega de recursos a los afectados por heladas es el resultado de un trabajo rápido, oportuno y eficaz, junto al Seremi de Agricultura, Rodrigo Órdenes, y la Intendenta Lucía Pinto. “Este apoyo como INDAP nos tiene orgullosos, porque estamos contribuyendo a la reactivación de unidades productivas de un significativo número de pequeños agricultores a nivel regional”, hizo hincapié Sepúlveda.

En los próximos días el servicio del agro continuará aportando a mejorar la producción de los campesinos de la región de Coquimbo, a través de la entrega de recursos correspondientes al segundo catastro de afectados por el evento climático.

Sumando el primer y segundo catastro, el INDAP beneficiará en total a 700 de sus usuarios afectados por las heladas de junio.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X