Cuidado de las plantas ante llegada de las heladas

Llega el frío y el jardín se prepara para la baja de las temperaturas y la aparición de las temidas heladas. A pesar de que este fenómeno meteorológico no es del todo perjudicial, ya que elimina la propagación de ciertos insectos, no está de más tener cuidado con sus efectos. Las heladas más duras pueden dañar, cuando no destruir, muchas de las especies que tenemos cultivadas en nuestro rincón verde. Las peores, sin duda, son las tempranas, ya que las plantas aún no están preparadas para el frío. Muchas veces, aunque estemos atentos a la predicción meteorológica, es complicado saber cuándo se van a producir, por eso es conveniente estar siempre preparado.
Cuidado de las plantas ante llegada de las heladas Cuidado de plantas en invierno.

Por qué se producen las heladas
Normalmente un cielo raso, sin nubes, y una temperatura ambiente muy baja, son condiciones propicias para que por la noche hiele, aunque a veces los vientos del norte, intensos y helados, pueden afectar a las plantas como si de heladas se tratase. Generalmente las especies caducifolias, que pierden la hoja en otoño, aguantan mejor el frío que las perennes.
El fenómeno meteorológico de las heladas surge a partir de la congelación de las partículas de agua en suspensión que hay en el aire. A veces, si el tiempo es extremadamente frío, el agua de la tierra también se congela, lo que puede suponer un daño irreparable para las raíces.

CONSEJOS PARA LA PROTECCIÓN DE SU JARDÍN
Cubra sus plantas
Una solución práctica para proteger a sus plantas del frío es cubrirlas. Usted puede usar telas viejas y esteras para protegerlas.
Entre las plantas a su casa
Justo antes de que ocurra la primera helada, asegúrese de entrar las plantas a su casa. Las plantas que normalmente tiene afuera deben refugiarse en un área más protegida. El lugar más adecuado para ellas es un lugar alto que no se vea fácilmente afectado por las corrientes de aire frío.
Cambie de posición las plantas de interior
Si usted tiene plantas de interior, lo mejor es mantenerlas adentro de la casa. De todas formas, usted tendrá que asegurarse de que estas puedan seguir recibiendo la cantidad suficiente de luz solar. Colóquelas cerca de una ventana, pero no deje que reciban corrientes de aire. Evite ubicarlas cerca de una estufa, ya que de esta forma se pueden secar fácilmente.
Acumule tierra de hoja alrededor de los troncos
Prepare su propia composición de tierra de hoja (restos de la planta) de aserrín, hojas, pasto, paja y corteza. Es importante acumular una cantidad gruesa de mantillo alrededor de los troncos. Al hacer esto, usted estará asegurando la seguridad de sus raíces contra el frío. Además, la humedad del suelo se mantendrá resguardada. Haga lo mismo para las plantas que tiene en contenedores y macetas.

Deje las hojas caídas y las ramas muertas
Antes de que ocurra la primera helada, deje las hojas caídas y las ramas muertas en el piso. Estas servirán para proteger a sus plantas del frío. Esto puede hacer que el suelo no se vea muy agradable, pero tiene muy buenos efectos a la hora de proteger a las plantas de las bajas temperaturas.
Aunque haga frío, nunca se olvide que sus plantas necesitan tener cantidad suficiente de luz solar, aire y agua. Mientras protege sus raíces, asegúrense de que estas estén en un lugar en donde la corriente de aire frío no las pueda dañar, y a su vez en un lugar en donde puedan recibir la luz del sol.
 

Comentarios


Comentarios

buenisimo el articulo, pero qué pasa cuando las plantas están enterradas en el jardín y no en maceteros?

Los opiniones vertidas a través de comentarios son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no reflejan necesariamente el pensamiento de diario El Día.